TERAPIA ANTI ESTRÉS

by - mayo 02, 2018



Los estudios, el trabajo, las responsabilidades, las cuentas y miles de cosas más, son factores que alteran nuestro estado de ánimo, muchas veces para mal, ocasionando que el estrés (uno de los males mas devastadores de este último siglo) realice acto de presencia empeorando más aún la situación en la que estamos. Personalmente, he pasado por ello, por momentos me sentía de mal humor, tenía migrañas incesantes y lo peor fue cuando empecé a perder cabello. En estos últimos días reflexione al respecto, y gracias a las palabras de mi mamá y mi amigas, me di cuenta que ponerme de malas no solucionaría mis problemas, y que por el contrario, debería de estar sonriente y con la mente positiva para estar con las energías cargadas. Y si tú estas pasando por el drama del estrés, te comparto algunos tips que te ayudarán a darle la espalda a los problemas, recuperar el ánimo perdido y principalmente sonreírle a la vida.


Cuidado con lo que comes y lo que bebes:
No diré que soy vegana, ni mucho menos abstemia. Por el contrario, me gusta disfrutar de un buen buffet y tomar buenos tragos con mis amigas los fines de semana. Pero, obviamente, esto no es algo que haga diariamente. Para el día a día, prefiero comer platillos hechos en casa, disfrutar de una sana ensalada (cuando la flojera no me gana en prepararla) y toma jugos todas las mañanas, rutina a la que me estoy sometiendo gracias a los engreimientos matutinos de mi madre.
Los jugos, smothies, zumos, etc., te ayudarán a sentirte con mucha energía y sentir tu cansado cuerpo como una pluma.

Organízate:
La mala organización es una de los principales causantes del estrés y los dolores de cabeza. Por ello, es bueno contar no con una, sino con varias agendas en las que puedas programar tus reuniones, pagos y actividades importantes. Una grande, que puedes tener en tu oficina y/o casa; una pequeña, que puedas llevar en la cartera y que también te sirva para anotar cosas que se te vienen a la mente de improviso; y una en tu celular, ya que la tendrás siempre a la mano y además podrás programar alarmas para tus citas urgentes.

Música para la vida:
Se ha oído hablar mucho de la musicoterapia. Para mí, no cabe duda que la música te puede relajar tanto (dependiendo la música, claro está) y también mantenerte alegre durante todo el día. Para ello, puedes armar un set list de tus canciones favoritas. Yo te recomiendo que pongas esas que bailabas como loquita de chibola (y que de seguro actualmente te da roche decir que te gustaba), porque son las más alegres y la que mejores recuerdos nos traen. Escucha esa música (con audífonos para no molestar a los demás) en tu casa, en el carro y en tu oficina (si es que se puede).

Yoga Time:
Si hay algo que he aprendido desde que empecé a trabajar y me hice adulta – de verdad-, es que no hay nada más relajante y sanador que hacer Yoga. Solo un par de horas a la semana te ayudarán  mejorar tu salud y tu aspecto, además que te ayudará a mantenerte relajada. ¡Namaste!

Beauty Day:


Nada mejor para subir el ánimo que un día en el spa. Un cambio de look, una manicure o una buena sesión de masajes, no le cae mal a nadie. Así dejarás de lado el cansancio y además te pondrás más linda. También podrías organizar un beauty day en tu casa, llamar a unas amigas y hacerse una rutina de belleza, probando mascarillas faciales, haciéndose la manicure, etc. ¡Será muy divertido!

You May Also Like

0 comentarios